REFLUJO BILIAR MÁS QUE UN TRASTORNO DIGESTIVO

07-dic-2020

El reflujo biliar se refiere al líquido proveniente del intestino delgado que fluye hacia el estómago y esófago, y esto puede causar gastritis, irritación e inflamación del revestimiento interno del estómago.

En Guía tu Salud te contamos todo sobre de este tipo de gastritis.

La bilis es un jugo digestivo que se produce en el hígado, su función principal es ayudar al organismo a digerir grasas y extraer ciertas toxinas del organismo. 

La bilis fluye desde el hígado por el conducto biliar hasta la parte superior del intestino delgado (duodeno), ubicada justo debajo del estómago. Normalmente, la bilis no puede ingresar al estómago debido a una válvula unidireccional que existe entre el estómago y el intestino delgado, llamada píloro, que se abre para permitir que la comida pase desde el fondo del estómago hacia el intestino. El píloro evita que los contenidos del intestino delgado, entre ellos la bilis, regresen al estómago.

Sin embargo, cuando el píloro sufre daños o no funciona correctamente, la bilis y otros jugos digestivos del intestino pueden entrar al estómago y ocasionar irritación e inflamación.

También existe otra válvula que separa al esófago del estómago y se llama esfínter esofágico inferior, en condiciones normales sólo se abre para permitir que los alimentos ingresen al estómago y luego se cierra herméticamente. Cuando la válvula se relaja anormalmente o se debilita, el ácido estomacal puede regresar al esófago y eso se conoce como reflujo ácido.

Cuando ni el píloro ni el esfínter esofágico inferior funcionan adecuadamente, la bilis y el ácido estomacal, junto con otros jugos digestivos del intestino delgado, entran al esófago desde el estómago. A esa afección se le conoce como reflujo biliar.

Diferencia entre un reflujo biliar y un reflujo ácido

El reflujo biliar se produce si la bilis pasa desde el duodeno al estómago, en lugar de seguir su camino natural por el intestino delgado. La llegada de bilis al estómago produce irritación de la mucosa gástrica y un tipo de inflamación que llamamos gastritis alcalina. A veces esa bilis en el estómago puede ser tan cuantiosa que refluya hacia el esófago, irritándolo también.

El reflujo ácido típicamente se refiere a la irritación del esófago por el ácido que de manera natural se produce en el estómago. La mucosa del esófago no está preparada para soportar el pH tan ácido, se “quema” y causa una esofagitis por reflujo, característica de la enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE).

Aunque el reflujo ácido es más frecuente, resulta mucho más molesto cuando lo que refluye del estómago hacia el esófago es bilis.

Síntomas y causas

Tanto el reflujo ácido como el biliar pueden afectar al mismo tiempo, lo que puede dificultar el diagnóstico. Pero la inflamación estomacal que resulta del reflujo biliar a menudo causa una sensación de ardor o retortijones en la parte superior del abdomen que no se observa en los casos de reflujo ácido. Otros síntomas podrían incluir acidez frecuente (el principal síntoma de reflujo ácido), náuseas, vómito de bilis, algunas veces tos o ronquera y pérdida de peso.

Diagnóstico y tratamiento

La principal prueba de diagnóstico que usan los expertos incluye una exploración endoscópica del esófago y estómago para buscar inflamación o ulceración; una prueba para buscar ácido en el esófago (ésta sería negativa si el reflujo biliar es el único problema), y una prueba para determinar si hay reflujo de gas o líquidos hacia el esófago.

La cirugía es el tratamiento de última instancia y se utiliza únicamente si ninguna otra cosa reduce los síntomas severos de reflujo biliar o cuando el esófago desarrolló cambios precancerígenos.REFLUJ

Estilo de vida y remedios caseros

A diferencia del reflujo ácido, el reflujo biliar no está asociado con factores relacionados con el estilo de vida. Sin embargo, como muchas personas tienen tanto reflujo ácido como reflujo biliar, los síntomas pueden aliviarse mediante la adopción de cambios en el estilo de vida, como los siguientes:

  • Deja de fumar, pues al hacer esto aumentamos la producción de ácido estomacal y disminuimos la producción de saliva que ayuda a proteger el esófago.
  • Comer porciones más pequeñas. Ingerir comidas más pequeñas con más frecuencia reduce la presión en el esfínter esofágico inferior, lo que ayuda a evitar que la válvula se abra en el momento equivocado.
  • Evita acostarte después de comer. Después de comer, espera dos o tres horas para acostarte, así te irás a la cama con el estómago vacío.
  • Limita los alimentos grasos. Los alimentos que tienen un alto contenido de grasa hacen que el esfínter esofágico inferior se relaje y disminuyen la velocidad con que la comida sale del estómago.
  • Evita las bebidas y los alimentos problemáticos. Algunos alimentos aumentan la producción de ácido estomacal y pueden hacer que el esfínter esofágico inferior se relaje. Entre los alimentos que tienen este efecto, se encuentran las bebidas con cafeína y las gaseosas, los chocolates, los alimentos y jugos cítricos, los aderezos a base de vinagre, las cebollas, los alimentos a base de tomate, los alimentos picantes y la menta.
  • Limita o evita el alcohol. El consumo de alcohol hace que el esfínter esofágico inferior se relaje e irrite el esófago.
  • Baja el exceso de peso. El ardor de estómago y el reflujo ácido tienen más probabilidades de aparecer cuando el exceso de peso ejerce presión adicional en el estómago.

Si presentas alguno de los síntomas no dudes en programar una consulta con tu médico, quien te hará una evaluación que determinará el diagnóstico y tratamiento.

FUENTE: ALDÍA NES/ MAYO CLINIC


GASTRITIS
Visita Apotex MX
Marca (Principio Activo) Omeprazol 14 Cap. 20 mg.
Indicado para Acidez estomacal
Presentaciones Caja con blister con 14 cápsulas de 20 mg